Servicio de gas natural licuado llegó a Lambayeque y Chiclayo

El servicio de gas natural licuado (GNL) dio inicio en el departamento de Lambayeque y Chiclayo por parte de la compañía Quavii, pues de esta forma más de 43 mil viviendas, industrias contarán con el beneficio de utilizar este servicio, en los siguientes cinco años.

En consecuencia, el Gerente General de Quavii, Alberto Polifroni indicó que, “seguimos avanzando con la masificación del gas natural en la región norte del país. Hoy llegamos a Chiclayo y Lambayeque, ciudades que desde ahora podrán contar con un combustible económico, seguro, continuo y limpio”.

Fueron 150 mil conexiones en los departamentos de Cajamarca, Áncash, Lambayeque, La Libertad.

Asimismo, el Gerente General sostuvo que, “en ese sentido, a fines de noviembre de este año, Quavii también inició el servicio de distribución del gas natural en la ciudad de Trujillo”, también adjunto que en el primer año, 12,000 viviendas contarán con el recurso a partir de hoy.

Este proyecto resalta un nuevo acontecimiento en el cambio de matriz energética en el Perú.

En Chiclayo y en Lambayeque se ha instalado 10 kilómetros de redes de distribución, pues esto permitirá contar con un total de 12,490 conexiones, en ambas ciudades, para el primer año de operaciones.

El proyecto esta valorizado en 52 millones de dólares, pues es el monto financiado por Quavii.

Por ende ya está realizando negocios y contratos de preventa con los usuarios locales así como también con las industrias, principalmente a los sectores agroindustrial, minero y pesquero.

“La llegada del gas natural a Chiclayo y Lambayeque representa el inicio de un servicio permanente, seguro, responsable y eficiente con el que muchas familias podrán vivir mejor ahorrando más y con la posibilidad de tener una vida más cómoda, segura y en sintonía con el cuidado del entorno”, precisó.

Con este servicio de gas natural licuado las viviendas podrán tener el beneficio de tener una vida más plena y tranquila, es un servicio de buena calidad, la cual resulta mucho más económico.

Un servicio más seguro ya que no contamina el medio ambiente, mucho menos afecta la salud de las personas, pues no genera cenizas, ni humos o gases tóxicos.

Otro punto muy importante es que el servicio es continuo, porque está disponible las 24 horas y los 365 días del año.