Perú tiene más de un millón de hectáreas aptas para cultivos de palma aceitera y elaborar biodiesel.

El Instituto Nacional de Recursos Naturales (Inrena) informó que la Amazonía de Perú tiene un potencial de más de un millón de hectáreas con condiciones aptas para el cultivo de palma aceitera y que puede ser empleada en la elaboración de biodiesel. “Hay agricultores dispuestos a asumir el reto de estos cultivos y hay un mercado en plena expansión, pero necesitamos articular programas de financiación para cumplir con los requerimientos de producción”, dijo el jefe del Inrena, José Luis Camino.

Manifestó que el Ministerio de Agricultura (Minag) está comprometido con el desarrollo de la palma aceitera ante las amenazas de importación de aceite vegetal que es subsidiado en países vecinos.

“Estamos protegiendo nuestra creciente industria de aceite crudo de palma aceitera y por eso estamos cofinanciando importantes proyectos con el gobierno regional de Ucayali, con el que tenemos un proyecto que cuenta con la viabilidad del Sistema Nacional de Inversión Pública (SNIP)”, afirmó.

Precisó que el proyecto consiste en el cultivo de 3,700 hectáreas de palma aceitera en la zona de Aguaytía, para lo cual se han importado 650 mil semillas y se contrató servicios para el desarrollo de viveros para la producción de plantones de palma aceitera.

“Actualmente tenemos 600 nuevos productores de palma, a los cuales se les ha entregado 430 mil plantones para que los siembren en terrenos definitivos. A la fecha se han desarrollado 2,200 hectáreas del proyecto con pequeños agricultores”, mencionó.

Recordó que una oportunidad para desarrollar el mercado de la palma aceitera es la ley que establece la mezcla de biocombustibles, como el biodiesel, con los combustibles derivados del petróleo.

“De acuerdo a la normativa vigente para el año 2009 deberíamos utilizar un dos por ciento de biocombustibles, lo que significa 1,200 barriles diarios, es decir, necesitaríamos la producción de 60,000 hectáreas nuevas sólo para cumplir con la legislación de biocombustibles”, explicó.

Recordó que en el año 2000 se declaró a la palma aceitera como cultivo de interés nacional, y en el 2001 el gobierno desarrolló el Plan Nacional de Desarrollo de Palma Aceitera que contemplaba que para los primeros diez años se debían tener 50,000 hectáreas de palma.

“Desgraciadamente, por diferentes circunstancias, esto no ha sido cumplido pero hoy el país está en condiciones de asumir estos retos y superar las cifras que hemos dejado rezagadas. Hay compromisos de pequeños agricultores para afrontar este reto de hacer estos cultivos que son rentables y son un instrumento para salir de la pobreza”, acotó.

Asimismo, indicó que el aprovechamiento del potencial de áreas que tiene Perú para los cultivos de palma aceitera ayudaría a dejar de lado las importaciones de aceite vegetal que en la actualidad representan más de 200 millones de dólares anuales.

“Pero ahora tenemos en la Amazonía un gran potencial para producir aceites, así como inversionistas privados; y pequeños, medianos y grandes agricultores con disposición para apostar por el desarrollo de esta gran agroindustria”, concluyó.

Fuente: AND.

  • 4263 Posts
  • 3 Comments
Intereses. Mercado de Energía. Tecnologías de información. Finanzas. Proyectos de Inversión.