¿En qué consiste el conflicto entre generadoras eléctricas?

Una serie de distorsiones en el mercado ‘spot’ de electricidad, en el cual las firmas generadoras transan la energía que no han podido contratar vienen generando problemas entre dos facciones de compañías y las discusiones para corregir distorsiones en este mercado no parecen llegar a una conclusión.

Esto, a pesar de que el Ministerio de Energía y Minas (MEM) formó un grupo de trabajo, a raíz de la controversia por la modificación en la declaración de precios de gas natural.

Es así que, tras cuatro sesiones de trabajo llevadas a cabo para analizar la problemática, este último jueves las compañías Statkraft, Celepsa y Fénix Power señalaron, mediante una carta del 15 de febrero, dirigida a la titular del Ministerio de Energía y Minas (MEM), Ángela Grossheim, que se abstendrán de participar en la discusión con el grupo mencionado.

Según dichas empresas, el ministerio ha fallado en demostrar “que tiene en su agenda inmediata evaluar la corrección de las demás distorsiones en la formación de precios”.

Los argumentos manifestados por las tres empresas que se retiraron de la reunión con el MEM se centran en dos problemas que, según detallan, no son atendidos. El primero de ellos es que el despacho de gas natural se realice en base a eficiencia y el segundo, que el mercado ‘spot’ brinde señales económicas que permitan futuras inversiones en generación sin mecanismos ad hoc.

El viceministro de Energía, Raúl García Carpio, precisó que el MEM no entiende la decisión tomada por este grupo de generadoras, pues consideró que el sector ha venido trabajando y avanzando en el tema “lo más rápido que se podía”.

En ese sentido, enfatizó que la meta es buscar una solución integral que pueda mantenerse a futuro, y ello no podrá ser alcanzable en un plazo inmediato, como lo exigen las empresas del sector eléctrico.

Así, detalló que en la última reunión con los dos grupos enfrentados, el MEM presentó una propuesta con cuatro mecanismos para lo que sería la primera reforma del mercado ‘spot’, que establecen: el despacho de energía en base al detalle y costo de los contratos; el despacho en base al precio del contrato del suministro con compensaciones; el precio total del suministro, transporte y distribución; y mantener la declaración con algunos ajustes.

“Nosotros hemos tratado de ser lo más amplios posible y trabajar de manera metódica, viendo los criterios con los cuales todos deberían estar de acuerdo, pero con los que el Estado debería fijarse en lo que es eficiencia, sostenibilidad y menor costo”, precisó.

Adelantó que, además de las cuatro propuestas ya planteadas, el MEM viene analizando una variante adicional que se encuentra todavía en evaluación, para lo cual se continuarán convocando las reuniones y se volverá a invitar a las generadoras.

La idea es que todas puedan estar presentes en el debate, y con ello en mente, el MEM continuará extendiendo la invitación a las generadoras que se han retirado del grupo de trabajo.

NO SOLUCIONA EL PROBLEMA

Para Santiago Dávila, socio de EA Consultores y asesor de las empresas que abandonaron el grupo de trabajo con el MEM, el problema será difícil de solucionar con la ausencia de cuatro empresas involucradas en la discusión, las cuales el ministerio no podrá desconocer.

Dávila detalló que la modificación en el mecanismo de declaración de precios de gas, establecida por el MEM en diciembre, no afectó significativamente ni contentó a ninguno de los bandos en discordia.

“El problema se origina porque hay un trato diferenciado entre quienes pueden declarar el gas para generación eléctrica y quienes no generan con gas , remarcó.