Buscan socio para extender el Oleoducto Norperuano en 1,000 kilómetros más

Petroperú busca una empresa privada que introduzca capital inicial y que luego la ayude a solicitar un crédito internacional para ampliar el Oleoducto Norperuano. 

Luis García Rosell, presidente de Petroperú anunció que la petrolera estatal se encuentra evaluando un proyecto, para asociarse con una empresa privada a fin de extender al menos 1,000 kilómetros el Oleoducto Norperuano.

Este Oleoducto conectaría con los lotes 64 y 67 en la Amazonía peruana. Además el plan relacionado al Oleoducto busca no incrementar más los ratios de deuda de Petroperú, que hace poco fue autorizado por el MEF para emitir un bono por US$ 1,300 millones, sin respaldo del gobierno peruano.

Luis García Rossell, presidente de Petroperú  también menciono, “Con la deuda de Talara no podemos agregar más deuda. Para ello, nuestra propuesta es crear una empresa en donde la empresa privada y Petroperú participen como accionistas. Bajo el mismo esquema que hoy se tiene en el Lote 64 o que vamos a tener en el Lote 192”.

La nueva empresa buscará el financiamiento para hacer la extensión del Oleoducto, por lo que podría ser 1,000 kilómetros adicionales para llegar hasta los lotes petroleros y poder abaratar el costo de transporte”.

“La estructura que estamos evaluando es crear una empresa en donde en compañía con un socio inversionista que aporte el capital bajo el mismo mecanismo que se hace con los lotes de producción y que ponga el capital también por Petroperú, levante los fondos para hacer la inversión en esta actualización y extensión del Oleoducto y opere el mismo. Ese es el desarrollo que estamos evaluando”.

También informó que en su evaluación preliminar, la empresa que Petroperú debería seguir el esquema de algunos lotes ya explotados. “Ejemplo, que en el Lote 64, Petroperú tiene el 25% de los derechos y así no corre riesgos”.

Por otro lado, Petroperú busca hacer una línea paralela al ducto para transportar crudo liviano del Lote 64, para así bajar el costo de dilución, señaló García Rossell.

En conclusión esta nueva empresa suscribiría un contrato con Petroperú a fin de que el personal de esta última que actualmente opera el ducto le brinde el servicio a la primera. “Así podremos fijar tarifas conocidas para las empresas petroleras hacia el futuro”, comentó.