OPEP: Campaña para reducir producción duraría varios años

La Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) y sus socios tienen planeado terminar con sus reducciones a la producción nueve meses más tarde de lo previsto en un principio.

Empero, los precios del petróleo vuelven a flaquear, mientras que los datos de la Agencia Internacional de Energía (AIE) muestran que el exceso de existencias mundiales podría persistir aun después de finalizar el 2018.

Según ESAI Energy supone que drenar ese excedente podría llevar años, y no solo meses. “Tendrán que intervenir a largo plazo”, indicó Neil Atkinson, encargado de la división de mercados e industria del petróleo en la AIE.

Los precios del petróleo han bajado 10% en Londres este año en la medida que las reducciones en la producción que la OPEP, Rusia y otros socios iniciaron en enero no consiguen dispersar un excedente mundial.

Los productores se reunirán en el mes de noviembre para decidir si es necesaria una acción suplementaria más allá de 2018.
Los recortes se vieron debilitados a raíz de la recuperación en la producción de los miembros de la OPEP eximidos del acuerdo –Libia y Nigeria– y en la medida que los productores estadounidenses de esquisto demuestran que pueden seguir perforando pese a los precios más bajos.

La producción de esquisto alcanzará un récord el mes próximo, según pronósticos del gobierno estadounidense.
Es por ello que la producción actual de la OPEP, unos 32.8 millones de barriles diarios en julio, es más alta que la cantidad necesaria para la mayor parte del año próximo, de acuerdo al informe más reciente de la AIE.

En lugar de cumplir con la meta de reducir las existencias de petróleo a su promedio en cinco años, es posible que la OPEP las amplíe aún más.

La producción estadounidense seguirá aumentando, en los próximos cinco años, en tanto el crecimiento del consumo de petróleo se desacelerará, señala ESAI.

La nueva demanda de productos petroquímicos, un motor clave, será cubierto con productos derivados del gas.